miércoles, 9 de noviembre de 2011

Comunicado del movimiento de indignados al movimiento estudiantil en Colombia


Buenas, espero no molestarlo. Acabo de enviarle la base de la información y las ideas que tiene el movimiento de los indignados y Occupy Colombia de los cuales hago parte, aunque virtualmente son lo mismo. Estos movimientos nacen con un ideal muy sencillo, y ese es unificar a todos los grupos activistas en torno al mismo enemigo en común, en torno al verdadero núcleo del problema. Apoyamos a los movimientos de indignación económica, legal, política y demás, entendiendo que toda la corrupción de estas instituciones surge de una misma enfermedad.

Antes de continuar quisiera felicitarlo a usted y a todo MANE por la potencia que han logrado generar en torno a la problemática de la reforma de la Ley 30. Quisiera invitarlo a unificar nuestras luchas, que a la larga, ya son la misma. El movimiento global del cual hago parte considera al sistema monetario y su sistema de bancos como la fuente del problema.

Este sistema está agonizando; está diseñado para la inflación y la deuda perpetua, así como a un eventual monopolio casi total, y no hay ley ni política que detenga estos fenómenos, porque simplemente es el resultado inevitable de nuestro sistema socioeconómico. El estrés que genera sobre la población esa constante inseguridad sobre cómo será su situación económica del mañana y sus erráticos y repentinos cambios a nivel global es lo que lleva inevitablemente a la corrupción.

Este sistema, al igual que un animal acorralado, hace lo que sea con tal de sobrevivir. Esto incluye mantener la destrucción ambiental con mas que ya tenemos tecnologías para superarla, generar escasez simulada a partir de mantener tecnologías y técnicas de producción ya obsoletas, utilizar recursos escasos que ya podríamos reemplazar, la obsolescencia planeada, en la cual los productos se diseñan para dañarse eventualmente y la simulada escasez de estatus, la cual es el absurdo tema de las marcas y la moda. Todos estos mecanismos son usados para generar consumo constante errático e irracional, la simple ineficacia que genera lleva a que hoy en día se produzca más desechos y basura por persona de lo que jamás habíamos producido en toda nuestra historia.

Todo esto simplemente para mantener una utopía, la cual es la irracional idea de que el crecimiento perpetuo es nuestra salvación, pero el crecimiento eterno simplemente no es posible en un mundo finito, con recursos finitos y espacio finito.

Otro de los mecanismos que surgen en el sistema debido al estrés económico que conlleva es la inevitable corrupción de todas nuestras instituciones y de las   personas en ellas. Esto incluye nuestras instituciones políticas, legales, policiales, militares, espirituales, educativas y nuestros sistemas culturales. Comparemos entonces a un atracador en la calle, que no tiene para comer, y un multimillonario de una multinacional que compra al gobierno y los hace sacar una ley para lucrarse independientemente del bienestar de la población civil. En ambos casos, tanto el atracador con hambre como el ejecutivo millonario se corrompen por la misma razón, y es su necesidad de asegurar su supervivencia, obviamente lo que hace uno tienen más efectos negativos que lo que hace el otro, y el atracador lo hace para un problema inmediato el ejecutivo lo hace porque sabe que la posibilidad de un problema a futuro está, no sería el primer caso de un millonario que colapsa de la noche a la mañana. El humano quiere asegurar su  supervivencia, y la única forma de hacerlo en el sistema actual es mantenerse creciendo y acumulando y acumulando a toda costa, y aquellos dispuestos a torcer las reglas sin sentir empatía tienen una mejor posibilidad de hacerlo. Por eso entendemos que la corrupción del sistema no es una irregularidad del mismo, es la conclusión inevitable de éste.

Además, este juego económico, este concurso salvaje a vida o muerte lleva solo a una cosa, la acumulación de las riquezas en porcentajes reducidos de la población: la desigualdad. Hoy en día el 40% de las riquezas del mundo se encuentran en solo un 1% de la población, y el otro 50% de las riquezas en tan solo otro 30% de la población, dejando apenas un 10% de las riquezas para el 60% restante de la población del mundo. Nos encontramos en la etapa con mayor desigualdad de nuestra historia, y solo en Colombia somos el tercer país con mayor desigualdad de todos según las últimas publicaciones de la ONU. La desigualdad se traduce en pobreza, hoy en día alguien estrato 3 vive mejor que un rey en la antigüedad: tiene acceso a medios de transporte más eficientes, a la posibilidad de comunicarse a kilómetros, agua caliente cuando lo desea, luz en las noches, entretenimiento de calidad, puede viajar más que un rey, cuenta con mejor servicio de salud, y puede acceder a un mar de información por medio de la Internet infinitas veces más grande que con lo que jamás hubiera podido soñar un rey, aun así las personas estrato tres no se sienten precisamente millonarias a diferencia del rey.

Esto se debe a que la pobreza no es de lo que se tiene, es por lo que se tiene en comparación a los demás. La gente se empieza a sentir pobre desde la persona que es un centavo más pobre que Bill Gates, la pobreza es un problema de comparación. La pobreza y la desigualdad, son el único factor principal que lleva a la violencia, el abuso de substancias psicoactivas, la indiferencia, la necesidad por entretenimiento vacío y la necesidad del individuo de aclamar por líderes, porque es tanto el peso sobre sus hombros que prefiere que alguien "superior" lo ayude, en lugar de tener que cargarlo todo él.

El problema es tanto el sistema mismo que aun si un político verdaderamente honesto y competente llega al poder, alguien le patrocinó su campaña, y a ese alguien ese político le deberá favores, favores que se pedirán a partir de los intereses individuales de ése alguien y no por el bien del pueblo precisamente. Y aún en el muy remoto casi imposible caso de que alguien honesto y competente llegue al poder y no le deba a nadie favores, y no lo maten en el proceso, para desarrollar cualquier proyecto tendrá que pedirle prestamos a nuestro banco central, o a los bancos centrales internacionales, y desde ese momento quedara endeudado, y cualquier deuda en la actualidad es imposible de pagar, ya que todo el dinero en existencia viene de préstamos, en ningún momento se crean y se regalan billetes en la calle, todo el dinero en circulación salió de un banco por medio de un préstamo, y debe eventualmente regresar a un banco, más intereses. ¿Pero cómo pagar esos intereses si todo el dinero en circulación es una deuda con intereses mismos? Si todo el dinero en circulación debe regresar a los bancos, y todo el dinero en existencia viene de préstamos, así lo regresáramos todo, aun deberíamos los intereses de cada billete prestado, por lo tanto deberíamos pedir otro préstamo, el cual obviamente también deberíamos regresar, más intereses, intereses que deben pagarse en dinero que aún no existe. Pagar la deuda es imposible, y cuando tomamos en cuenta que la mayoría de los bancos centrales del mundo son privados entendemos por qué hay tan poco rico, y tanto pobre. 



La inflación y la deuda no son problemas del sistema, son el sistema mismo. En la actualidad ustedes luchan en contra de una ley, y nosotros los apoyamos, pero mientras ustedes luchan por la reforma de la ley 30 ¿Quién lucha por la gente que ni posibilidad de educación así sea gratuita tienen? ¿Aquellos que nacen y mueren con hambre? ¿Aquellos que están disparando y muriendo en una guerra movida por los intereses económicos de unos pocos? ¿Por el medio ambiente que está siendo destruido? y principalmente ¿Quién evitara que esos problemas resurjan? ¿Una nueva ley 30 en dos años? La población civil ha estado luchando y luchando por estas cosas, pero siempre resurgen, en contra de la privatización hemos marchado desde que surgió la universidad pública en primer lugar, y si ganan esta vez, igual en dos años los estudiantes volveremos a lidiar con los ataques de la "corporatocracia". Y esto sucede porque seguimos atacando los síntomas y no la enfermedad, porque seguimos atacando las balas que nos disparan y no las armas tras de ellas. Es momento de hacer prioritario la prioridad, el núcleo del problema, y eso, eso precisamente es lo que busca el movimiento de Los Indignados y de Occupy the World.

No tenemos inclinaciones políticas, entendemos que el comunismo, el capitalismo, al fascismo y todo otro "ismo" son básicamente el mismo problema, excepto que con grados diferentes de participación del estado en el sector económico, en algunos el estado tiene control total sobre el sector económico, y en otros solo participación parcial, esa es toda la diferencia. Y son sistemas anacrónicos, antinaturales, que no toman en cuenta ni por un segundo en sus planteamientos iniciales la naturaleza del mundo, el estado de la tecnología y el hecho de que los  recursos y el planeta en si es finito. Estamos en contra de la base de estos sistemas, el monetarismo, el ver a las personas como trabajadores, que no es más que esclavos asalariados.

Estamos en contra de ver a la gente como mercancía. Vale la pena aclarar que el sistema actual no fue malo hasta hace más o menos unos 50 años, que es cuando su crecimiento se salió de los límites tolerables impuestos por nuestro finito planeta, y ahora esta simplemente desactualizado. A lo largo de nuestra historia el único factor que ha llevado a cambios radicales en lo sociopolítico y lo económico e inclusive en el crecimiento de nuestra moral y nuestra cultura ha sido el desarrollo de las tecnologías que incrementan nuestra capacidad de producción. Si no fuese por el desarrollo de la agricultura (una forma de tecnología) el hombre no hubiese podido volverse sedentario y reunirse en grupos mayores que su simple núcleo familiar.

Si no fuera por la revolución industrial no se hubiera dado la revolución francesa y por ende la declaración de los derechos humanos. Si las máquinas no hubieran sido la mano de obra barata que necesitábamos no hubiéramos notado la crueldad de la esclavitud y no la hubiéramos abolido. En la actualidad nuestra capacidad de producción nos podría llevar a la abundancia para toda la gente de este mundo, es la primera vez en la historia que tenemos esa posibilidad gracias a la automatización, la computarización y la robótica. Y por esto, es momento de actualizar en su totalidad nuestra cultura, nuestros sistemas sociopolíticos y principalmente nuestro sistema económico, no para regresar a uno anterior, si no para aplicar uno completamente nuevo. Necesitamos un cambio total de paradigma. Pero la gente le tiene miedo a la tecnología.

Éste es un miedo irracional inspirado únicamente por unas cuantas obras de literatura ficticia y películas de ciencia ficción. La tecnología no es mejor que el ser humano, es solo una extensión de éste mismo; el león produce garras para cazar mejor debido a unas dotes biológicas que le permite crear y acumular la queratina en forma de garras. Nosotros producimos lanzas porque tenemos unos dotes biológicos que nos permiten unir un palo y una piedra tallada en forma de lanza, y la lanza es tanto una tecnología como lo es una central geotérmica. Pero el león también puede rasguñarse la cara y sacarse un ojo, así como nosotros podemos usar la pólvora para disparar un proyectil a la cabeza de alguien o para hacer un show de luces que ilumine y maraville a millones. La tecnología no es buena ni mala, no tiene estos atributos porque es solo una herramienta, una muy poderosa herramienta que no hay que dejar de usar, pero hay que usarla con prudencia.

Cosa que el sistema actual no hace porque está más interesado en si es lucrativa que en si es verdaderamente beneficiosa. Como es el caso de las armas, las tecnologías tóxicas, la aplicación de hormonas a los animales de consumo, etc. Nuestro movimiento quiere que en Colombia se dé esta misma claridad de conceptos en la mayoría de la población tal y como está ocurriendo en muchas otras partes del mundo. Y consideramos que la única forma de hacerlo es uniéndonos al movimiento estudiantil y aclarándole a este, un movimiento ya maravilloso y con muchísima potencia la realidad del problema. De hecho la única forma de generar universidades con verdadera calidad de educación es aboliendo el sistema actual, porque hasta que esto no se haga, las universidades aún si son públicas o privadas, seguirán educando bajo el interés particular de producir profesionales útiles para el sistema, lo cual en la actualidad solo quiere decir producir trabajadores capaces de ganar dinero. En algunas universidades este fenómeno es más visible que en otras, pero en todas está. Mientras que los estudiantes eventualmente tengan que utilizar lo aprendido solo para sobrevivir y lograr alimentarse, el conocimiento tendrá más inclinaciones hacia los intereses económicos que hacia verdaderamente ayudar a la humanidad y encontrar la verdad.

Es momento de centrar nuestros esfuerzos hacia la raíz del problema. Una vez más lo invito a que se haga una alianza entre el Movimiento Estudiantil y el movimiento global de Los Indignados, dejemos de atacar problemas particulares y ataquemos el núcleo de donde surgen todos estos problemas. Esta consciencia ya ha sido revelada y exigida por el pueblo en España y en Nueva York principalmente. No somos una copia de dichos movimientos, somos la gente libre de este planeta que toma la justicia en nuestras manos, porque hemos visto que ningún gobierno lo hará por nosotros. Estamos haciendo de este movimiento algo global accesible para todos, sin fronteras ni naciones. Nunca antes en la historia de la humanidad tanta gente salió a protestar en todo el mundo, en más de 1800 ciudades, bajo un mismo discurso, en una misma voz como paso el pasado 15 de octubre, día de la marcha global de Los Indignados, y éste 11 de Noviembre sucederá de nuevo, y de seguro con muchísima mayor potencia que antes, y la forma de lograrlo es si ustedes, el Movimiento Estudiantil, se une también en el mismo grito de protesta que nosotros.

Muchas gracias, y hagamos esto suceda. Unámonos.
Los Indignados
6/11/2011

No hay comentarios:

Publicar un comentario